lectura crítica en el canon temple bíblico del segundo ...· bíblico del segundo templo ... una

Download Lectura crítica en el canon Temple bíblico del segundo ...· bíblico del segundo Templo ... una

Post on 04-Jun-2018

221 views

Category:

Documents

0 download

Embed Size (px)

TRANSCRIPT

  • theol.ogica xaveriana vol. 67 no. 183 ene.-jun. 2017 163-185 bogot, colombia issn 0120-3649 163

    doi: 10.11144/javeriana.tx67-183.scelcc

    Sara contra Esdras Lectura crtica en el canon bblico del segundo Templo

    Artculo producto del proyecto de investigacin financiado por el programa Fondecyt, en Chile. Este proyecto se titula Imaginarios de extranjeridad: antropologa literaria e imaginacin simblica en el ci clo de Abraham (proyecto #11121251), inici en 2012 y finaliz en 2014. El artculo corresponde a una versin revisada de la ponencia presentada en el Quinto Coloquio Latinoamericano de Literatura y Teo loga Biblia y literatura (Santiago de Chile, 30 de septiembre a 2 de octubre de 2014). Doctor en Teologa, Universit Catholique de Louvain, Blgica; Licenciado en Teologa, Pontifi cia Uni versit Gregoriana, Roma; Licenciado en Ciencias Religiosas, Pontificia Universidad Catlica de Chile. Profesor asistente de la Facultad de Teologa de la Pontificia Universidad Catlica de Chile. Orcid: 0000-0003-4646-1956. Correo electrnico: mvan@uc.cl

    Mike Van Treek

    recibido: 26-07-16. aprobado: 26-08-16

    Resumen: El autor realiza una lectura de la Biblia adoptando una perspectiva narratolgica. Se acerca al ciclo de Abraham y Sara (Gn 11,2625,18) para leerlo en contraste con otros textos del canon b blico de la poca del segundo Templo. El autor afirma que la complejidad de los personajes, sus ca rac terizaciones moralmente ambiguas y la in-tra zabilidad de la semilla de Abraham ponen en cues tin ideas estrechas sobre la identidad cultural y na rrativa de Israel.Palabras clave: Narratologa, antropologa li te-raria, linaje, migracin.

    Sara Against Ezra: A Critical Reading Within the Biblical Canon of the Second Temple

    Abstract: In this paper, the author faces the Biblical narrative of Abraham, Sarah and Hagar with narratological tools. He reads these texts (Gn 11,2625,18) in the context of the Second Temple canon. The author believes that the complexity of all characters, their moral ambiguity and the intraceability of Abrahams seed question some rigid ideas about the cultural and narrative identity of Israel.

    Key Words: Narratology, Literary An t-hro pology, Parentage, Migration.

    para citar este artculo:Van Treek, Mike. Sara contra Esdras. Lectura crtica en el canon bblico del se-gundo Templo. Theologica Xa veriana 183 (2017): 163-185. https://doi.org/ 10. 11144/javeriana.tx67-183.scelcc

  • sara contra esdras. una lectura en el canon bblico mike van treek164

    Introduccin

    Este trabajo se enmarca en una lectura literaria de la Biblia. Especficamente ensaya una lectura del llamado ciclo de Abraham, constituido por un conjunto de episo dios que se extiende entre Gn 11,26 y 25,18. El artculo expondr una lectura de estos ca ptulos poniendo en evidencia que el relato complejiza las respuestas simplificadoras a las preguntas que configuraran el debate sobre la identidad de Israel en la poca del se gundo Templo (siglo VI a siglo I a. C., aproximadamente). Por ejemplo: Quin puede reclamarse como israelita? Quin tiene derecho a vivir en la tierra? Con qu parmetros se puede reconstruir una sociedad en situacin colonial? El canon li terario de esta poca puede leerse como una conversacin o controversia en torno de estas preguntas.

    La lectura literaria de la Biblia reviste cierta novedad en los estudios que se han interesado en ella, pues entre las indagaciones priman los intereses doctrinales o histricos. Si bien es imposible trazar aqu una historia de la interpretacin crtica de aquellos estudios, s parece necesario hacer una breve sntesis de los paradigmas con los cuales los estudiosos se han aproximado a ella. Podramos decir que la exgesis crtica de la Biblia se remonta hasta sus propios orgenes, pues en ella misma existe el constante deseo de actualizacin que se manifiesta en la inscripcin de los textos an tiguos en nuevas creaciones. Moss ha mostrado, en un interesante ensayo, que este proceso es connatural al texto y a la tradicin1.

    Propiamente hablando, la exgesis crtica dice relacin con la recepcin del es-pritu de la Modernidad en la comprensin de la Biblia. Podemos trazar de acuerdo con Laplanche su nacimiento hasta la controversia entre fillogos y telogos nacida a propsito de la calidad de las ediciones griegas del Nuevo Testamento de Erasmo de Rotterdam (1515) y del cardenal Cisneros (1522). Como consecuencia de esa disputa, toda comprensin del texto original de la Biblia deber justificarse en l mismo, prescindiendo de la autoridad interpretativa tradicional retenida entonces por el clero2.

    El libro de Gnesis fue ledo en esta primera etapa crtica bajo el inters de cuestiones relativas a la gnesis del texto. Predomin la discusin sobre sus posibles autores, las fechas de composicin y las fuentes utilizadas por los redactores. La etapa crtica contest la atribucin tradicional del texto a la pluma de Moiss y explic el origen del libro mediante una hiptesis llamada documentaria, que domin la pri mera mitad del siglo pasado. Esta hiptesis adjudicaba la autora de tales libros a

    1 Moss, El eros y la Ley. Lecturas bblicas.2 Laplanche, La marche de la critique biblique drasme Spinoza, 31; Gibert, Linvention critique de la Bible. XV-XVIII sicle, 47-53.

  • theol.ogica xaveriana vol. 67 no. 183 ene.-jun. 2017 163-185 bogot, colombia issn 0120-3649 165

    redactores annimos que habran ensamblado no siempre de la manera ms cohe-rente, segn el decir de los crticos al menos cuatro documentos fuentes distintos escritos en pocas bien diferentes (desde el siglo X a. C. hasta la poca de restauracin juda, en el siglo V a. C.3). Los anlisis literarios de aquel entonces tenan como propsito esclarecer los lmites precisos de las fuentes con las cuales el Pentateuco estaba tejido y luego sistematizar el pensamiento de los proyectos literarios de cada una de ellas, a fin de hacer una suerte de compendio teolgico o religioso del antiguo Israel.

    La llamada hiptesis documentaria, que adquiri orden y sistematicidad gracias al trabajo de Julius Wellhausen (1844-1918), convivi con una aproximacin teolgica-literaria practicada por Hermann Gunkel (1862-1932). Gunkel y sus seguidores vieron en el Gnesis una serie de sagas o leyendas de diverso origen, con una larga existencia pre via como relatos orales. El anlisis realizado por su escuela, en consecuencia, se fo caliza en pequeas unidades de preexistencia autnoma4.

    Con posterioridad, estudiosos como Von Rad (1901-1971) y Noth (1902-1968) han propuesto reconstrucciones del Pentateuco que buscan su origen en diferentes tradiciones cultuales de Israel. El inters de ellos recae en la determina-cin de un ncleo religioso de este pueblo5. La cuestin gentica del texto no est an resuelta, pero algunos puntos de acuerdo parecen ms ntidos. Aunque parte del ma terial de base del Pentateuco sea muy antiguo, una forma bastante similar a la que conocemos hoy puede datarse en la poca persa (538-330 a. C.). En ese periodo, dos escuelas teolgicas habran visto el inicio de un proceso de ensamblaje de sus escritos, para crear as un texto de carcter polifnico6.

    En los ltimos decenios, la incorporacin de las ciencias humanas a la exgesis bblica ha generado un nuevo paradigma que se pregunta por el origen del Pentateuco. Este paradigma, no obstante, tiene menos inters en la cuestin de las fuentes, pero se desarroll tal vez gracias a ello un inters en la Biblia como literatura y un progresivo abandono de la agenda histrica en exgesis7. Los investigadores se han vuelto ms sen sibles al arte literario propio de la Biblia y sus efectos sobre los lectores. Al mismo tiempo han integrado parte de las perspectivas histrico-crticas.

    3 Whybray, El Pentateuco. Estudio metodolgico, 23-33.4 Ska, Introduccin a la lectura del Pentateuco. Claves para la interpretacin de los cinco primeros libros de la Biblia, 158-161.5 Ibd., 161-170.6 Rmer, Recherches actuelles sur le cycle dAbraham, 154-156.7 Rogerson, Moberly y Johnstone, Genesis and Exodus, 100-101.

  • sara contra esdras. una lectura en el canon bblico mike van treek166

    En los ms recientes trabajos sobre el ciclo de Abraham se aprecia el intento de dilogo entre una lectura diacrnica de la totalidad de la unidad y algunos elementos me todolgicos de lecturas sincrnicas. As, por ejemplo, algunos exgetas parten del anlisis del texto, tal como ha sido recibido luego de su (posible) largo proceso de composicin, para luego intentar con posterioridad una reconstruccin histrica8. En este ensayo adopto esta perspectiva solo en parte, pues he intentado una lectura de tales textos bajo la ptica de lo que puede llamarse una antropologa literaria.

    La antropologa literaria pretende generar conocimiento sobre el hombre y su misterio, sobre sus preguntas fundamentales en cuanto existente situado en el mundo. No busca una definicin inalterable del ser humano sino considera el dinamismo de la experiencia de estar en el mundo. Estudia el hombre imaginario, ese que emerge del estudio de la textualidad de la obra literaria.

    El conocimiento antropolgico es de orden simblico, pues supone que el hombre se expresa mejor a s mismo en smbolos que en conceptos. Blanch indica que esta perspectiva apela a lo que Gusdorf llama conciencia mtica secundaria, que cum ple el rol de proponer, en forma mucho ms dispersa y fragmentada, las grandes im genes de la existencia humana radical, en las que todo individuo es invitado a reconocerse9.

    Es innegable que el libro en cuestin, el Gnesis, plantea cuestiones de orden teolgico; pero no es la teologa sistemtica o el esclarecimiento de una doctrina lo que por ahora me interesa. Ligada a una antropologa literaria podramos hablar de una teo loga literaria. Adolphe Gesch entabl en su obra un dilogo fecundo entre teolo ga y literatura. Su discpula, la brasilea Ivone Gebara, por ejemplo, uti